8 hábitos que hacen que tu metabolismo sea más lento | Agua En Bidon | AquaOasis | Lima

250-1115

©2001- 2019 AquaOasis.com.pe

8 hábitos que hacen que tu metabolismo sea más lento

February 12, 2015

Mucho se dice y se escribe acerca del metabolismo. Que si es lento, que si hay que acelerarlo, que si debe cambiar, que por su culpa uno no puede bajar de peso. Pero ¿sabemos a ciencia cierta lo que es? En palabras sencillas, metabolismo es el conjunto de procesos físicos y químicos que ocurren para el correcto funcionamiento del cuerpo humano.

 

Es decir, le brindamos a nuestro organismo oxígeno, agua y nutrientes que, a través del metabolismo, son transformados en la energía necesaria para que el cuerpo cumpla todas sus funciones (respiración, circulación, digestión, movimiento, pensamiento, etc.).

 

Esto nos lleva a deducir que mientras más balanceada sea nuestra alimentación y mejor la calidad de los nutrientes, el funcionamiento será mejor. Pero hay que tomar en cuenta, también, algunos errores que a veces cometemos que influyen negativamente en el funcionamiento de nuestro cuerpo. Acá les contamos de 8 malos hábitos que ralentizan el metabolismo. 

 

1. Abandonar los lácteos.

Para acelerar el metabolismo sabemos que es fundamental construir más músculo. Los lácteos contienen un aminoácido que favorece la formación de la masa muscular. Según  un estudio de la Universidad McMaster, las mujeres que consumieron de 3 a 7 porciones de lácteos por día perdieron más grasa que las mujeres que ingirieron porciones menores. Así que no suprima los lácteos, pero asegúrese de que sean bajos en grasa.

 

2. Subir la temperatura.

En una investigación del National Institutes of Health (NIH) -Agencia del Departamento de Salud de los EEUU-, los participantes que durmieron durante un mes en una habitación a 18°C  de temperatura, duplicaron la cantidad de tejido adiposo marrón, un tipo de grasa que no se almacena sino que se utiliza. “La grasa marrón se vuelve más activa en temperaturas más frías para ayudar a mantener nuestro calor corporal”, explicó Aaron Cypess, MD, endocrinólogo del NIH. Esto significa que mientras más activa esté su grasa marrón, usted quemará más calorías durante el día. Un poco de frescor en el ambiente, ayudará a su metabolismo. 

 

3. Cortar con los carbohidratos.

Todo exceso es malo y eliminar los carbohidratos de su dieta, también lo es. Si bien una dieta baja en carbohidratos siempre tendrá mejores resultados que cualquier otra, uno no puede cortarlos de raíz. ¿Por qué? Porque nos brindan la energía que necesitamos para funcionar. Y si haces ejercicios, los necesitas aún más, pues los músculos consumen de las reservas de carbohidratos que hay en el cuerpo. Si no obtienen lo que necesitan, no tendrán la energía suficiente para trabajar con la misma intensidad. Como resultado, usted quemará menos calorías durante el entrenamiento e, incluso, después. El consejo sano es consumir una porción medida de carbohidratos como avena, arroz integral o camote en cada comida.

 

4. Realizar con apuro los ejercicios con pesas.

Si se está ejercitando con peso, tómese su tiempo para realizar las flexiones o levantar las pesas. Todos estos ejercicios sirven para construir la masa muscular (que ya hemos visto que ayuda a acelerar el metabolismo) y si los realiza aceleradamente, pierde los principales beneficios. Cuando hace las repeticiones de manera rápida, perjudica sus músculos, su organismo requerirá más tiempo para reparar y recuperar ese tejido, a diferencia de si realiza los mismos ejercicios más lentamente. Y esto último, consume más cantidad de calorías. Investigadores en Grecia hallaron que las mujeres que realizaron un entrenamiento de fuerza semanal con movimientos más lentos, aumentaron su gasto energético en reposo y quemaron grasa entre 5 y 9%, respectivamente, después de sólo ocho semanas.

 

5. Comer los bocadillos equivocados.

No es que esté mal buscar snacks bajos en calorías, pero tendrá mejores resultados si recurre a las nueces y frutos secos. De acuerdo con la American Journal of Clinical Nutrition, hay investigaciones que sugieren que los ácidos grasos poliinsaturados –especialmente de las nueces- pueden aumentar la actividad de ciertos genes que controlan la quema de grasas a lo largo del día. Trate de comer una porción diaria de nueces equivalente a un pequeño puñado.

 

6. Ejercitarse a la ligera.

¿Has escuchado acerca del Entrenamiento de Intervalos de Alta Intensidad (HIT por sus siglas en inglés)? Investigadores australianos descubrieron que cuando las mujeres realizan un entrenamiento HIT, 20 minutos tres veces por semana, eliminan cerca de 3 kilos más que las se ejercitaron durante 40 minutos, tres veces por semana, a un ritmo constante. “El entrenamiento HIT también se traduce en un mayor consumo de oxígeno tras el ejercicio, lo |que significa que continúa quemando calorías durante un periodo de tiempo después”, agregaron.

 

7. Usar sal marina en los alimentos

La sal de mar es una opción más sabrosa que la común sal de mesa, pero carece de un elemento muy importante: El yodo. El yodo es fundamental para el correcto funcionamiento de la glándula tiroides. Esta glándula controla el metabolismo. Sin suficiente yodo, la tiroides es incapaz de producir las hormonas tiroideas y su metabolismo puede caer en picada. Un cuarto de cucharadita de sal yodada aporta casi el 50% de la dosis recomendada de yodo. Además, puede consumir alimentos ricos en yodo como algas, bacalao, camarones y huevos.

 

8. Omitir el entrenamiento de la mañana.

La luz del día es esencial para la salud metabólica, por ello es muy conveniente salir a correr o caminar a primera hora de la mañana. De hecho, las personas que absorben la luz del sol más temprano en el día tienen un índice de masa corporal más bajo en comparación con los que están en el sol más tarde en el día. Investigadores de la Universidad Northwestern especulan que temprano en la mañana la luz solar puede ayudar a regular el ritmo circadiano, que controla un sinnúmero de funciones en su cuerpo, incluyendo qué tan bien duerme, la cantidad de alimentos que consume y la cantidad de energía que quema, todos estos, componentes esenciales de un metabolismo saludable.

 

Así que ya lo saben amigos, corregir algunos malos hábitos puede ser muy beneficioso para mantener un estilo de vida saludable.

 

Fuentes:

http://www.womenshealthmag.com/weight-loss/what-causes-slow-metabolism?lang=en&utm_campaign=SendToFriend&adbid=537750195631448064&cid=socWL_20141126_36337367&adbpr=25087685&utm_content=item_link&utm_source=email&utm_medium=anonymous&adbpl=tw&china_variant=False&uid=0

 

http://www.vidaysalud.com/diario/dieta-y-nutricion/que-es-el-metabolismo-y-como-funciona/

 

http://www.holistika.net/nutricion/articulos/control_de_peso_y_metabolismo.asp

 

http://www.sportlife.es/adelgazar/articulo/l%C3%A1cteos-m%C3%BAsculo-quema-grasa-adelgaza

 

http://www.dmedicina.com/enfermedades/neurologicas/trastornos-ritmo-circadiano

 

 

Please reload

Lo más leído

8 hábitos que hacen que tu metabolismo sea más lento

February 12, 2015

1/6
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
  • RSS App Icon
Algo Nuevo
Please reload

Archivo
Etiquetas
Please reload